‘Prietagonismo’ en el Congreso Literario

La emotiva ponencia de la escritora Yolanda Arroyo Pizarro tendió una invitación para soltar cargas que están encerradas en el cuerpo y en el corazón.
En una emotiva ponencia en el Segundo Congreso Internacional de Escritores, Yolanda Arroyo Pizarro estremeció con sus palabras a los presentes en la Sala Felipe “La Voz” Rodríguez del Centro de Bellas Artes de Caguas. (Foto Edgar Torres para Fundación Nacional para la Cultura Popular)

Por Gabriela Ortiz Díaz
Para Fundación Nacional para la Cultura Popular

Yolanda Arroyo Pizarro es una de las escritoras puertorriqueñas que ha convertido en su proyecto de vida resaltar las voces de mujeres negras esclavizadas que lucharon por lograr su libertad, pero que han sido invisibilizadas a lo largo de la historia. Y lo ha hecho mediante la escritura creativa y sanadora que practica y que ayuda a brotar de otras personas desde la “Cátedra de Mujeres Negras Ancestrales” que lidera hace una década.

Sobre el ejercicio de escribir invocando a las ancestras negras, enfatizando una imagen de rebeldía y lucha opuesta a la de sumisión bajo la que se han presentado en muchas ocasiones, dándole voz al silencio impuesto para ellas y ofreciendo otras versiones de la historia oficial habló Yolanda Arroyo Pizarro en el Segundo Congreso Internacional de Escritores, que se celebró en Caguas del 10 al 13 de abril.

La escritora puertorriqueña abundó sobre el tema racial en el contexto de la cotidianidad  social del país. (Foto Edgar Torres para Fundación Nacional para la Cultura Popular)

Ofrecer la conferencia “Hablar de las ancestras: escritura y archivo para celebrar una década de escritura afro”, ante un público compuesto mayormente de estudiantes provenientes de escuelas del municipio de Caguas, fue el preámbulo para que la Sala Felipe ‘La Voz’ Rodríguez del Centro de Bellas Artes se convirtiera en un espacio seguro y confiable para que la niñez y la juventud presentes soltaran cargas que han llevado adentro, encerradas en el cuerpo y en el corazón. La oportunidad de hablar al micrófono al terminar la intervención de la autora permitió que se formara una fila de estudiantes que sintieron la necesidad de liberar en público el peso social que han cargado por llevar la tez negra, el cabello rizado, la nariz o los labios gruesos o por presenciar la violencia racista, incluso, intrafamiliarmente.

Dio la impresión de que estos niños y jóvenes, por primera vez, se sintieron en un ambiente protegido para desahogar lo vivido por el racismo todavía existente en nuestro país. Por provocar este espacio, le agradecieron a la escritora, quien se mostró emocionada, al igual que quienes se atrevieron a expresarse desde el público. El agradecimiento fue también por ser portavoz de estos temas, por apalabrar en sus libros de cuentos y poemas lo que han padecido, por ser referente e imagen viva de una mujer negra empoderada.

El público tuvo la oportunidad de reaccionar al mensaje  expuesto por la escritora. (Foto Edgar Torres para Fundación Nacional para la Cultura Popular)

Aunque no hay edad para sentir los prejuicios en las entrañas ni para querer gritarle al mundo el agobio que eso representa, impactó el deseo que sintieron estas niñas, niños y jóvenes de contarle su pesadez a la autora en voz alta y ante muchas personas. En un aparte con la Fundación Nacional para la Cultura Popular, Yolanda expresó su sorpresa por ese hecho: “estos son temas con los que la gente se emociona mucho, pero la reacción del viernes fue inédita, sin precedentes. Fue una catarsis”.

Por eso es importante la existencia de espacios como el que se dio el viernes en este congreso realizado en la ciudad criolla y como el de la Cátedra que trabaja Yolanda junto a un grupo amplio de personas. Esta iniciativa, que combina la creación literaria y la investigación historiográfica con el objetivo de honrar y documentar la vida de lucha de las mujeres negras en Puerto Rico, nació en 2015 a raíz del Decenio Internacional de los Afrodescendientes, decretado por la ONU y la UNESCO. La Cátedra ha visto nacer sobre 120 textos literarios y 60 libros publicados. Estos textos rompen límites entre la historia y la ficción. Algunas de las mujeres protagonistas de ellos son personajes como la maestra Celestina Cordero Molina, la bibliotecaria Pure Belpré, y la líder obrera Juana Colón.

La reacción de los estudiantes emocionó hasta las lágrimas a la conferenciante que aborda el mundo de las letras de manera creativa y sanadora. (Foto Edgar Torres para Fundación Nacional para la Cultura Popular)

Durante la conferencia, Arroyo Pizarro comentó que en marzo de 2023 la Cátedra logró un hecho histórico en Puerto Rico: el Departamento de Educación celebró una fiesta de la afrodescendencia y erradicación del racismo en Puerto Rico, que contó con la participación de estudiantes de las casi 900 escuelas del archipiélago, quienes realizaron proyectos artísticos diversos inspirados en los textos escritos en la Cátedra.

En el marco del Decenio, otros espacios y proyectos — universitarios, educativos, de investigación académica, comunitarios— se han creado para continuar con la lucha de validar el trabajo y la presencia de los y las afrodescendientes en el país. Por ejemplo, nació en la Universidad de Puerto Rico, Recinto de Río Piedras, la Concentración Menor en Estudios e Investigación Transdisciplinaria en Afrodescendencia, aprobada en febrero de 2023. La misma forma parte de los ofrecimientos del Bachillerato en Artes en Educación General de la Facultad de Estudios Generales.

Las negritudes van atreviéndose a salir. A pesar de las décadas de vil invalidación, van asomándose poco a poco. Van de la mano de Yolanda, Mayra, Gloriann Sacha, Alejandra Rosa, Esther M., Yvonne, por mencionar algunas voces reales y literarias que han sido necesarias para ese movimiento social. Es el momento del “prietagonismo” al que aludió Yolanda en su discurso.

Total
0
Shares
Noticias relacionadas
Leer más

Luz Celenia Tirado brilla en el Sol

San Germán rebautizó su histórico teatro municipal, rindiendo un merecido homenaje a la trovadora que llevó la patria en sus décimas y en su voz.
Total
0
Share